Editorial | Fractura del PRO

Macri vs. Macri

La política nunca es fácil. Menos entre parientes. Apenas electo nuevo Jefe de Gobierno de la ciudad, Jorge Macri tuvo que tomar distancia de las acciones de su primo Mauricio. Es que en su intento de ungir nuevo presidente al libertario Milei, Mauricio no ahorró esfuerzos y reclamó de todos sus allegados máxima colaboración para que el economista ultra liberal gane el balotaje.
Buenos Aires, 14 de noviembre de 2023. Ese entusiasmo no fue compartido por los nuevos gobernadores de Juntos por el Cambio. Los de origen radical, debido a la abstenci√≥n dispuesta por su partido. Aunque varios de ellos, bajo cuerda, aportar√°n fiscalizaci√≥n al nuevo fen√≥meno fascistoide de la pol√≠tica argentina. Curiosa forma de recordar el legado de Ra√ļl Alfons√≠n y los 40 a√Īos de la recuperaci√≥n democr√°tica, despu√©s del horror genocida de la √ļltima dictadura c√≠vico militar. Sucede, como en 1955, que la fe democr√°tica de algunos radicales sucumbe ante su odio antiperonista.

No es el caso de los dirigentes del PRO, por raro que parezca. A la neutralidad formal de sus colegas radicales en el balotaje, le agregan su cuota de pragmatismo: no tienen nada que ganar con un triunfo del libertario y por eso no piensan gastar recursos en una campa√Īa ajena. El caso es que Jorge Macri no declar√≥ hasta ahora si tiene alguna preferencia o c√≥mo va a votar. Lo mismo que Horacio Rodr√≠guez Larreta. El silencio se evidencia en las calles, sin ninguna actividad proselitista a favor de Milei por parte del aparato pol√≠tico del PRO porte√Īo.

Las diferentes posturas ahondan un clivaje que se comenz√≥ a manifestar tiempo atr√°s entre los sectores m√°s dialoguistas y los m√°s intransigentes que, en su oposici√≥n salvaje a todo lo que pudiera promover el peronismo en el gobierno, hicieron cualquiera: desde la transgresi√≥n de las medidas sanitarias de aislamiento social destinadas a reducir la propagaci√≥n de la pandemia, hasta gestiones en el FMI para que se caigan los acuerdos de refinanciaci√≥n de la enorme e in√ļtil deuda contra√≠da por el macrismo, e incluso llegar a estimular la violencia pol√≠tica hasta casi provocar el asesinato de la vicepresidenta de la Naci√≥n. Con el odio como √ļnico argumento, era inevitable que terminaran abrazados al desaforado que se cree vocero del Mes√≠as. 

En cambio, los que pretenden formar parte del pacto democr√°tico de convivencia, saben que todo tiene un l√≠mite y que no es admisible hacer cualquier cosa. Entre otras cuestiones, porque ma√Īana habr√° que seguir conviviendo con el que piensa diferente y adem√°s, para muchas cosas, necesitando del di√°logo y la posibilidad de construir acuerdos. S√≥lo sobre esa base es que se construyen sociedades fuertes, que no se autodestruyan en conflictos fratricidas, como los que ya padecimos entre el 55 y el 83, que tanto dolor y sangre nos han costado como pueblo.  

Entre los violentos nost√°lgicos de la dictadura y los partidarios de la democracia y la paz social hay una enorme diferencia. Es la que se pone en juego en esta coyuntura, finalmente. Cierto que las consecuencias de la crisis econ√≥mica y social que padecemos colectivamente generan en muchos rabia por la frustraci√≥n de las expectativas de mejorar las condiciones de vida que, leg√≠timamente, todos tienen. Pero destruir todo lo existente no es un modo de resolver lo que obstaculiza el progreso social. Antes bien, es agujerear el fondo del bote en el que estamos navegando. As√≠, con √©l nos hundimos todos. Por eso algunos, como Larreta, dicen que Milei es un ‚Äúsalto al vac√≠o‚ÄĚ, s√≥lo apto para suicidas. Jorge Macri parece coincidir en esta con su antecesor. Y no se sum√≥ a la movida de su primo. 

Luego del balotaje, cualquiera que sea su resultado, habr√° otro escenario pol√≠tico nacional. Dif√≠cilmente los primos estar√°n en ese momento parados en la misma vereda.  

                                                                                                        Lic. Gerardo Codina


Compartir nota en las redes sociales Enviar Imprimir

Dejanos tu comentario