Historias de nuestra comuna | 35 a√Īos atr√°s

¬ŅQui√©n mat√≥ a Rodolfo Walsh?

San Juan y Entre R√≠os,25 de marzo de 1977. Un hombre con aspecto de jubilado recorr√≠a el barrio de San Crist√≥bal. Ese hombre era Rodolfo Walsh. Ven√≠a de Constituci√≥n, donde se hab√≠a despedido de su mujer, Lilia Ferreyra. Un d√≠a antes hab√≠a difundido una carta en la que denunciaba los cr√≠menes pol√≠ticos de la dictadura militar y marcaba sus efectos devastadores en la econom√≠a y en la sociedad argentinas. Buenos Aires, 12 de marzo de 2012. Un grupo de tareas de la Escuela de Mec√°nica de la Armada lo acorral√≥ en el lugar para secuestrarlo y hacer desaparecer su cuerpo. Se defendi√≥ con su pistola Walter PPK calibre 22. Lo mataron. Su cuerpo fue llevado a la ESMA y a√ļn permanece desaparecido.

Esta es la peque√Īa historia de esa carta, esa emboscada y ese escritor.

Una carta, dec√≠amos, de resistencia, que muy pocos hombres se hubieran atrevido a escribir en ese tiempo. Se cumpl√≠a un a√Īo del golpe militar del 24 de marzo de 1976 y Walsh envi√≥ por correo esta carta a las redacciones de los diarios locales y a corresponsales de diarios extranjeros. La carta no fue publicada por ning√ļn medio local pero poco a poco se difundi√≥ en el extranjero. Denunciaba los cr√≠menes de la dictadura y enfatizaba que la miseria de la gente provocada por el poder econ√≥mico era la peor violaci√≥n a los derechos humanos. M√°s a√ļn, incluso, que la represi√≥n.

Una emboscada, decíamos, en San Juan y Entre Ríos, en nuestra comuna. Rodolfo Walsh andaba con su disfraz de jubilado, con actitud apocada, pantalón y camisa marrón, sombrero de paja y su vieja cédula con el falso nombre de Francisco Freyre. El mismo documento que utilizó durante sus investigaciones sobre los fusilamientos de civiles en los basurales de José León Suárez de junio de 1956 y que daría lugar a ese texto admirable: Operación Masacre.

Ya se había distanciado de la conducción de Montoneros, la organización político-militar a la que pertenecía y de la que se estaba alejando. Luego del golpe militar Walsh disiente de la conducción de Montoneros. No está de acuerdo con el enfrentamiento armado al régimen. Consideraba que las circunstancias imponían una política de repliegue que no debía abandonar el trabajo de información dela gente. En esta línea de pensamiento es que debe leerse la carta a la dictadura que hemos citado.


Un escritor, dec√≠amos, investigador y periodista, autor de esa trilog√≠a del crimen pol√≠tico en la Argentina del siglo XX que conforman Operaci√≥n Masacre, ¬ŅQui√©n mat√≥ a Rosendo? y El caso Satanowsky. Como escritor se anticip√≥ varios a√Īos a la famosa novela de Truman Capote A sangre fr√≠a. Se lo consider√≥ un precursor del g√©nero que se denominar√≠a non fiction o no ficci√≥n. En Operaci√≥n Masacre investig√≥ y reconstruy√≥ los fusilamientos de militantes peronistas en Jos√© Le√≥n Su√°rez, en junio de 1956. Hechos que se inscribieron en la serie de la violencia argentina, desde los bombardeos a Plaza de Mayo, un a√Īo antes.

El libro ¬ŅQui√©n mat√≥ a Rosendo? fue inicialmente una serie de notas publicadas en el semanario CGT a mediados de 1968 y puede considerarse que desempe√Ī√≥ un papel en la lucha de la CGT rebelde contra el vandorismo. Se trata de un libro acerca del cual el mismo Walsh afirm√≥ que ¬ďsu tema profundo era el drama del sindicalismo peronista a partir de 1955 y sus destinatarios naturales¬Ölos trabajadores¬Ö¬Ē. En el llamado tiroteo de La Real de Avellaneda, en mayo de 1966, fue asesinado Rosendo Garc√≠a, un mat√≥n y capitalista de juego pero tambi√©n el Griego Blajaquis baleado a mansalva, un obrero, humilde, desesperado, gente sin historia. Walsh lo har√≠a entrar en ella.

La pregunta que Rodolfo Walsh se formulara a prop√≥sito de Rosendo Garc√≠a nos remite a otra: ¬ŅQui√©n mat√≥ a Rodolfo Walsh?

En el veredicto dictado en Octubre de 2011 por el Tribunal Oral N¬ļ 5, qued√≥ probado que Walsh fue asesinado por el Grupo de Tareas (GT) 3.3.2. de la ESMA, un hecho por el que fueron condenados con la pena de prisi√≥n perpetua Alfredo Astiz, Roberto Cavallo y Jorge "El Tigre" Acosta por los secuestros, torturas y homicidios cometidos en la ESMA durante la √ļltima dictadura militar. Lo que hasta entonces figuraba como "desaparici√≥n", pas√≥ a llamarse "homicidio".

Silvana Pescedoro
Profesora de Historia

Compartir nota en las redes sociales Enviar Imprimir

Dejanos tu comentario