Editorial | Un a√Īo de gobierno

¬ŅDerechos Humanos? Te la debo

Un a√Īo apenas. Pero ha sido m√°s que suficiente para producir un enorme retroceso, incluso en cuestiones que la mayor√≠a de los argentinos asum√≠amos ya establecidas, como resultado del duro aprendizaje que supuso reconstruir la democracia, despu√©s de la locura genocida de la dictadura c√≠vico militar. Los derechos humanos no son s√≥lo una cuesti√≥n de juzgar y condenar cr√≠menes cometidos en el pasado, sino que se afianzan o se violan todos los d√≠as. Como lo puso en evidencia r√°pidamente el actual gobierno. Buenos Aires, 7 de diciembre de 2016.El triste hecho de que, por primera vez desde la √©poca negra de la dictadura de Videla, nuestro pa√≠s sea observado por la Comisi√≥n Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), deber√≠a llamar a la reflexi√≥n.

Acaba de pronunciarse reclamando la inmediata libertad de Milagro Sala, cuya detenci√≥n hab√≠a sido anteriormente calificada de arbitraria por el Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de las Naciones Unidas. El primer ministro de Canad√° y el secretario general de la Organizaci√≥n de Estados Americanos (OEA), le hab√≠an solicitado entre tanto a Macri que se cumpla la normativa internacional, asumida como propia por Argentina desde la reforma constitucional del a√Īo 94. En una nota publicada en el diario La Naci√≥n, Joaqu√≠n Morales Sola recuerda que ‚ÄúLa Corte Suprema argentina tiene jurisprudencia al respecto: las resoluciones sobre derechos humanos de las Naciones Unidas, de la CIDH y de la Corte Interamericana de Derechos Humanos son de cumplimiento obligatorio en el pa√≠s.‚ÄĚ

M√°s all√° de Sala, la pol√≠tica gubernamental ante los juicios de lesa humanidad que contin√ļan, no deja dudas. Se desactiv√≥ el acompa√Īamiento que se hac√≠a desde el Ejecutivo para promover la celeridad de los procesos judiciales, con resguardo de los testigos y las v√≠ctimas. Se apuesta a que el tiempo deje en el olvido y sin sanci√≥n a todos los c√≥mplices de la dictadura que a√ļn permanecen en libertad. Pero no podr√°n contra la firmeza del reclamo de justicia.

Una de las parroquias de nuestra Comuna es un hito ineludible como testimonio de esa memoria que reclama todav√≠a verdad y justicia. Este pr√≥ximo jueves 8 de diciembre vuelven a convocarse familiares, compa√Īeros y amigos en los jardines de la Iglesia de la Santa Cruz, para realizar un homenaje a la memoria de los doce detenidos-desaparecidos en el lugar, secuestrados por comandos de la Marina, encabezados por Astiz.

La detención arbitraria de Sala y la parálisis de los juicios de lesa humanidad serían suficientes para descalificar a un gobierno. Pero hay más. El cajoneo intencional de los protocolos de acceso al aborto legal para los casos en que esté en peligro la vida o la salud de la mujer o cuando el embarazo fuese producto de una violación, también forma parte de la lógica violatoria de los derechos humanos, lo mismo que desarmar las políticas de resguardo de las víctimas de violencia doméstica, al igual que privar a centenares de miles de su trabajo y de la posibilidad de pensar su futuro con seguridad. Son todas formas de abandonar la defensa de los derechos humanos.

La ausencia del Estado nunca es neutral. Favorece a los que pueden satisfacer por sí mismos sus necesidades en el mercado. Por el contrario, la política de derechos humanos debe asegurar desde el Estado a todos, igualdad en el ejercicio de sus derechos básicos a la salud, la educación, la seguridad, la integridad, la vivienda y el trabajo. Esa, como dice Macri, te la debo.

Lic. Gerardo Codina




Compartir nota en las redes sociales Enviar Imprimir

Dejanos tu comentario

Comentarios
  • 07/12 | AliciaLa seguiremos luchando